¿Qué es la neuroarquitectura?

¿Crees que el espacio en el que estás en este momento puede alterar tus emociones, comportamientos o relaciones con los demás?

Neuroarquitectura

 Sí que puede. La neurociencia es el estudio del sistema nervioso y todos aquellos aspectos que intervienen en el cerebro, como su funcionamiento, desarrollo o estructura. Este estudio especializado en las bases bilógicas de las conductas del ser humano interviene en muchas más áreas de las que imaginamos, como por ejemplo la arquitectura.

Aunque usualmente no lo percibes, el espacio construido en el que te encuentras envía mensajes a tu cerebro, condicionando tus emociones, comportamientos, relaciones personales y hasta tu productividad. En consecuencia, la neuroarquitectura es la disciplina que, con principios de la neurociencia, genera espacios más humanos porque mejora las habilidades cognitivas, libera del estrés y estimula la mente para transformarnos.

¿Sabías que nuestro cerebro refleja lo que ocurre en el entorno o espacio en el que nos encontramos?

El 90 % de nuestra vida transcurre en espacios construidos y al diseñar, los arquitectos podemos actuar en tu cerebro; de esta manera la arquitectura y el diseño de interiores tienen una influencia profunda en el cerebro, quien toma conocimientos adquiridos, los sistematiza y forma una configuración que crea reflejos basados en lo que ocurre en el entorno; por ejemplo, cuando nuestro hogar está desordenado, se generan obstáculos mentales y sentimientos de preocupación o confusión. En los entornos empresariales la productividad de los empleados se ve alterada por el tipo de oficina: si se trata de espacios austeros que no están enriquecidos, ni permiten la personalización o apropiación, es usual perder la concentración fácilmente, lo que se traduce en baja productividad y creatividad. En el ámbito educativo las referencias espaciales son claves, ya que promueven códigos neuronales que fortalecen la memoria y el aprendizaje.

Neuroarquitectura

Cada uno de los espacios que habitas condiciona tus estímulos cerebrales. Actualmente encontramos muchos casos de arquitectura sistémica, arquitectura que no responde a las necesidades humanas y que sin percibirlo altera procesos emocionales y cognitivos; a su vez estas alteraciones van en contra de códigos cerebrales, generando así insatisfacciones, estados depresivos, molestias o hasta agresión.

Cada percepción espacial crea una reacción emocional, el espacio arquitectónico se compone de elementos como la luz, los materiales, el color, las texturas, las formas, alturas, entre otros; elementos que influyen en la química cerebral y pueden modificar tus funciones cognitivas y emotivas. Los espacios que habitas pueden calmar tu mente, proporcionar una sensación de bienestar y mantener tu cerebro activo, joven y despejado.

Ahora que sabes qué es la neuroarquitectura, anímate, contáctanos y juntos construyamos espacios que conectan con tus emociones.

Escrito por Alejandra Artunduaga, Emotiva Arquitectura.

1 comentario en “¿Qué es la neuroarquitectura?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.